Trabajadores entre 45 y 59 años son más susceptibles a adquirir hábitos saludables

Los resultados del estudio realizado por Adimark, Salcobrand y Clínica Universidad de los Andes, reflejan los hábitos que tenemos en ámbitos como la salud y calidad de vida. 

Con el objetivo de tener una radiografía sobre el bienestar de los chilenos y promover instancias que permitan mejorar la calidad de vida, Clínica Universidad de los Andes en conjunto con Salcobrand y GfK Adimark, presentaron el Índice de Bienestar 2018.

Esta es la tercera versión del estudio que determina la percepción que tienen las personas sobre su salud, finanzas y estilos de vida. Con respecto a la salud, la investigación reveló que el nivel de satisfacción de los chilenos disminuyó de 18 a 14 puntos. Además, detectó que quienes viven en Santiago tienen un mayor grado de bienestar que los que habitan en regiones, y que el sobrepeso es la principal causa en salud que les gustaría revertir. 

En relación a esta materia, los chilenos están incorporando prácticas saludables cada vez más. Un 30% de ellos asegura que come regularmente frutas y verduras; el 22% declara que se siente con energía para hacer cosas y el 18% enfatiza que se preocupa por la información nutricional de los alimentos y bebidas que consume. Complementariamente, un porcentaje parecido de personas prefiere consumir productos sin aditivos artificiales. 

Realizar deporte también tuvo un considerable aumento. Subió de 10 a 14 puntos, lo que significa que cada vez existen más personas que se preocupan por llevar a cabo actividad física, tener una alimentación más sana y dejar de fumar. 

Con respecto al tabaco, un 26% de los chilenos afirmó que fuman al menos 10 cigarros diarios, y el grupo etario que más nicotina consume es entre quienes tienen entre 45 y 59 años. 

En relación al estudio, el Dr. Ronald Reid, Jefe Medicina Interna de Clínica Universidad de los Andes, comentó que “llama la atención un segmento que había pasado desapercibido en las políticas de bienestar, los de 45 a 59 años. Es una población que en este índice tiene una visión más pesimista de su salud, es la que más fuma y la está más disconforme con su peso.  Hay una toma de conciencia de este grupo y una oportunidad de introducir medidas saludables, que tengan un mayor impacto en su calidad de vida futura”.

Al consultarles por las proyecciones de salud en el futuro, un 40% cree que en cinco años tendrán una mejor salud. El grupo que más pesimista se encuentra en este escenario son los que tienen entre 45 y 59 años, ya que son los que más fuman y los que muestran una peor evaluación de su peso. 

Otro aspecto relevante es que el nivel de conformidad con el acceso a la salud bajó de 16% en 2017 a un 13%. El descontento en este ámbito es mayor en quienes están afiliados a Fonasa que a Isapres. Al analizar la satisfacción en el acceso de tratamientos o medicamentos, se nota un aumento de un 13% a un 15%. Otra alza relevante es que las personas recurren más a los médicos cuando lo necesitan, ya que la cifra pasó de un 77 a un 83%, además los chilenos se están preocupando más de su salud, ya que un 54% de ellos realiza chequeos preventivos, cifra que aumentó en un 4% respecto al año anterior. 

Por otro lado, el Índice también evidenció que la salud, el trabajo y las deudas siguen siendo lo más preocupante. En tanto, la percepción de bienestar pasó de 16 a 18%, tomando en cuenta el estudio anterior que se realizó el año pasado. Un 40% de los entrevistados se siente querido, 32% siente que es feliz y 27% dice estar satisfecho con su vida sexual. 

En relación a las finanzas, los chilenos fueron un poco más optimistas con las proyecciones del futuro, ya que un 61% de ellos cree que su situación financiera mejorará en cinco años. Con relación al nivel de satisfacción, aumentó en relación a 2017, pasando de un 7 a un 9%. 

fuente: clinicauandes.cl

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *